• 16 de abril de 2024 12:04

El plan de choque del Sespa consigue reducir en once días la demora media para una operación en el primer semestre del año

El Servicio de Salud del Principado (Sespa) ha registrado un avance considerable en el primer semestre del año al lograr reducir en once días la demora media para una intervención quirúrgica, hasta situarla en 84.

Respecto a los datos de junio, entre los catorce servicios monitorizados, diez han conseguido disminuir la espera. La bajada es especialmente notoria en el caso de cirugía cardiaca, con 16 días menos respecto a mayo, y en neurocirugía y cirugía pediátrica, con 13 y 8 menos, respectivamente.  

Además, por segundo mes consecutivo ha disminuido el número de personas pendientes de una cirugía, hasta situarse en 24.176 al cierre del semestre. Actualmente hay 373 pacientes menos en la lista de más de 180 días para una operación. También ha descendido en 406 el total de quienes aguardan hasta 90 días. La mitad de los servicios monitorizados finalizaron junio sin esperas superiores a los 180 días.

En el marco del plan de choque, los profesionales del Sespa llevaron a cabo en junio 564 operaciones por las tardes. Igualmente, atendieron 4.035 consultas y realizaron 1.175 pruebas diagnósticas adicionales vespertinas.

Tanto las operaciones programadas como las consultas y las técnicas de diagnóstico alcanzaron en junio las cifras más altas desde 2019. Respecto a las intervenciones, se efectuaron un total de 5.334, el 15% más que hace cinco años, cuando se practicaron 4.635.

Los facultativos atendieron 164.338 consultas, lo que también supone el mayor número registrado en junio en el último lustro. Esta cifra supera en 23.308 las citas llevadas a cabo en junio de 2019, antes de la pandemia, y en 10.948 las del mismo mes del año pasado, cuando se efectuaron 153.390 (7,13% más).

Pese a la intensa actividad y el periodo estival, la demora media para una cita médica se mantiene como en mayo, en 78 días. Por su parte, los especialistas de neurología y geriatría han logrado reducir en junio las esperas en 12 y 11 días, respectivamente, respecto al mes anterior, y los de reumatología, cirugía torácica y hematología, en 3 días.

En junio se practicaron en total 35.530 pruebas de diagnóstico, 2.737 más que en el mismo mes del año pasado y 5.917 más que en junio de 2019, antes de la pandemia. A su vez, los profesionales han conseguido reducir los tiempos de espera en resonancias (12 días), colonoscopias (3 días) y escáneres (2 días).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 − 7 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies